Actualidad Deportiva Baloncesto

Liga ACB; Fase regular – 2 jornada – | Rebote y mandarinas

Escrito por Javier Gordo
“En la imagen, Tavares en un lance del partido  Fotografía ACB. com”

Valencia Basket  70  Real Madrid  88

Gran victoria del Madrid en una cancha difícil, pese a que a nuestro equipo se le da particularmente bien – todavía tenemos en mente la victoria con el canastón desde campo propio de Llull en el último segundo hace 2 años – fraguada en un tercer tiempo descomunal que se cerró con una diferencia de +20 en el que los “taronjas” únicamente anotaron 5 puntos.

Hala Madrid…

Decía en la introducción que se nos da bien esta cancha, así es, salvo en la final de la Liga ACB hace 2 años cuando el equipo blanco llegó excesivamente cansado sobre todo psicológicamente tras un varapalo en la final four cuando habían dominado ambas competiciones en su fase regular.

El partido comenzó “blandito”, pese a un tapón inicial de Tavares en la primera jugada de ataque del Valencia, las defensas brillaban por su ausencia, fue significativo escuchar a Laso en el primer tiempo muerto, el partido andaba igualado, eso sí, con tres triples consecutivos del Valencia, pero a nuestro entrenador no le gustaba (a ningún entrenador le gustan los partidos sin defensa que tanto espectáculo dejan para los aficionados) y el cabreo con el que recibió a los jugadores fue monumental, simplemente miró a los ojos al cinco que había estado en la cancha hasta ese momento y les espetó un rotundo “No lleváis ni una personal”, fue maravilloso, me recordó cuando estando en clase el profesor miraba al grupito al que había pillado in fraganti haciendo alguna trastada (naturalmente ninguno de nosotros) no había dónde esconderse, pero lo mejor fue el castigo, “… les estáis dejando tirar tranquilos, no tienen que provocar ninguna entrada, nada, pues alé, se acabó la zona, NO HAY MAS ZONA, a defender en individual”, jejeje, a trabajar se ha dicho, nada de esconderse en “el trabajo” colectivo de la defensa zonal, que grande Laso y sus “Lasinas”.

Abro un paréntesis aquí para referirme a las retransmisiones por Televisión, ciertamente hay momentos impagables, como por ejemplo este en el que puedes disfrutar – si la publicidad lo permite – de los comentarios de un entrenador a sus jugadores, pero a cambio tenemos que aguantar a ciertos comentaristas, no llegamos a los niveles del “no añorado” Pedro Barthe, pero lo de Carnicero clama también al Cielo, me parece bien que se quiera mojar con los comentarios decidiendo cuando ha sido falta, pasos, etc. pero lo que no es de recibo es que lo haga únicamente cuando él cree que están perjudicando al rival del Madrid, y menos comprensible es que siendo comentarista de un medio no utilice la ventaja que te proporciona el mismo para no “adelantarse” en sus conclusiones, ¿a quién se la habrá ocurrido ese invento diabólico de la repetición?

El primer tiempo pese a la reseñada bronca siguió por los mismos derroteros, eso sí, en este momento apareció Llull que se visitó con su traje de “increíble” y machacó al equipo rival con 4 triples consecutivos, está claro que nuestro emblema ha vuelto, es sin duda el jugador más determinante del baloncesto europeo fuera de la NBA, no es una opinión mía – que también – así lo han reconocido los “General Managers” de estos equipos, creo que ya se lo he dicho muchas veces – al menos interiormente – pero hay que seguir insistiendo GRACIAS LLULL, gracias por elegir el Real Madrid.

Otro actor fundamental en este periodo fue Randolph, el Valencia se encontró con la misma medicina que estaba intentando aplicar al Madrid, mientras ellos intentaban sacar a Tavares de la zona para así tener alguna oportunidad – quizá con penetraciones, quizá aprovechando para conseguir rebotes ofensivos y segundas jugadas – fue el madridista el que con sus tripiles y sus tiros de cuatro o cinco metros nos mantuvo en la pelea en los mejores momentos de los valencianos con unos inspirados Thomas y Dubljevic (es increíble el rendimiento de este jugador ante el Real Madrid).

Fue un tiempo de descanso para Tavares y sobre todo para Llull, por cierto, otro de los aspectos en los que ha cambiado el baloncesto, evidentemente fruto del nuevo modelo de competición en el que las derrotas son menos, y desde luego por el mayor número de partidos, pero siempre me acuerdo de los Fernando Martin, Sabonis y sobre todo mi añorado, amado, idolatrado Drazen Petrovic, ¿os imagináis a Lolo Sainz sentando al croata tras meter 4 triples seguidos? Me imagino a Drazen peor que Hulk después de tres días encerrado con Loki.
Y así nos fuimos al descanso, 4 puntos arriba, y un partido abierto, sin defensas – prácticamente no hubo tiros libres – y con todo por decidir.

Llegó el vendaval
Vaya tercer cuarto, que puro espectáculo del Real Madrid, no sé si Pablo siguió en el descanso con su discurso, seguro que sí, o simplemente aunque tarde los jugadores se dieron cuenta que a veces los “profes” tienen razón, pero los jugadores se aplicaron en una defensa descomunal para dejar a los Valencianos en esos raquíticos 5 puntos, y en ataque inspirados con un Carroll que mataba a los “naranjas” con sus entradas, no así en el tiro exterior era el mundo al revés, y sobre todo con la dirección de un magistral Sergio Llull. No entiendo cómo no le adoran en Valencia, al fin y al cabo, les dedica sus mejores “Mandarinas”, en este periodo fue un triple tras saque desde la línea de fondo cuando sólo quedaban 9 décimas de posesión, CRACK.

Sergio Lull entrando a canasta. Fotografía Real Madrid.com

Comenzábamos el último cuarto veinte arriba y con cierta sensación de desesperación en el equipo rival, tres pérdidas consecutivas del Madrid, parecían volver a meter en el partido a los valencianistas, bueno mejor dicho, en el juego, en las ganas de competir, porque en esos momentos apareció un Felipe Reyes que forzó dos faltas en ataque para desesperación de Dubljevic, y sobre todo el dominio de Rebote en ambas canastas mantenían la renta en unos cómodos 16 puntos. Solo un momento de relajación, e igual de “congoja”, cuando Llull pidió el cambio quejándose de su rodilla – por Dios que no sea nada – permitió acercarse a los valencianos a 9 puntos, pero fue un espejismo, el Rebote, otra vez el Rebote – Randolph, Tavares, Rudy (que gran defensa todo el partido) o Deck – y unos minutos mágicos de Campazzo permitieron al Madrid tener un final tranquilo de partido, incluso Campazzo se permitió el lujo de hacernos líderes con un triple “sin querer” sobre la bocina.

Destacar la vuelta a la Liga ACB de Kuzmic, todavía falto de ritmo tras la grave lesión, en sustitución de Ayon que tuvo que viajar a su país ante el grave accidente automovilístico sufrido por sus padres. Animo Titán, esperamos desde aquí que se recuperen pronto.

En el Real Madrid los jugadores llevaron crespones en memoria del exjugador José Luis Cortés. D.E.P.
… y nada más

Anotadores

70 – Valencia Basket (26+15+5+24): Vives (7), Sastre (9), Abalde (3), Doornekamp (11), Dubljevic (15) -cinco titular- García (3), Matt Thomas (2), Will Thomas (10), Van Rossom (8) y Labeyrie (2).

88 – Real Madrid (28+17+21+22): -cinco titular- Llull (17), Caseur (12), Deck (10), Randolph (14), Tavares (10) -cinco titular- Rudy Fernández (11), Campazzo (3), Reyes (3), Carroll (6), Prepelic (2) y Kuzmic (-).

 

5 comentarios

  • Muchas gracias Javi!! Eres un crack!

    Que decir del Madrid.. Increíble Llull de nuevo y esos triples imposibles.. y ese tiro de Campazzo al final espectacular!!

    Hala Madrid

  • Gracias por el articulo.
    Es increible como la seccion de baloncesto se mantiene tantos años a este nivel y eso que siempre hay algien importante que se va.
    Que buena gestion del entrenador y la direccion deportiva.
    Es posible que entiendan tambien de futbol solo pregunto

  • Seguro que tú nos puedes dar una opinión más fiable al respecto, pero creo que a poco que nos respeten las lesiones podemos volver a tocar trofeos. Gracias por tus crónicas crack. Un abrazo fuerte

  • Me encanta la crónica!
    Antes del fútbol, no abandonaba el Pabellón de la Ciudad Deportiva. Me tiraba la vida allí entre el baloncesto y el voleibol. Fijate si hace años. Adoraba el Pabellón..
    Ahora.. Gracias a ti Javi, volveré a disfrutaaaaaaaaar del basket!!!
    Vámooooooos!!

Deja un comentario